Aterriza una avioneta en un control de alcoholemia confundido con las luces

Una avioneta ligera aterrizó anoche por error en la carretera nacional N-340 a la altura del pueblo alicantino de Albatera al confundir un control de alcoholemia con las luces de un aeropuerto.

 

La Guardia Civil se encontraba en la zona realizando un control rutinario de alcoholemia cuando de repente vieron bajar desde el cielo a una avioneta de ala alta que se abalanzada sobre ellos. Tras el aterrizaje los agentes fueron a socorrer al piloto creyendo que se trataba de un aterrizaje, fue entonces cuando confesó que había confundido las luces del control con las del aeropuerto. El piloto, un señor de 54 años de nacionalidad inglesa, explicó que se dirigía al aeródromo de Rabasa, en Alicante, pero que al ver las luces del control se sintió confundido y decidió parar. Una vez que estaba allí, la Guardia Civil decidió realizar al piloto el test de alcoholemia en el cual duplicó el nivel permitido para volar.

 

Los agentes detuvieron al infractor y será puesto a disposición judicial en las próximas horas acusado de vuelo con imprudencia y además le serán retirados 6 puntos de su carnet de conducir por volar duplicando la tasa de alcohol permitida. El piloto ha anunciado que recurrirá la sanción ya que, según él, la Guardia Civil de tráfico no tiene jurisprudencia en el cielo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *