Denuncia a un sexshop por no venderle el extintor de su tienda

Una clienta de un sex-shop del centro de Murcia ha puesto una denuncia contra la tienda, por no haberle vendido uno de los artículos que se encontraban en el interior del comercio. La denuncia dice “Le solicité al comerciante que me vendiera un consolador rojo extra grande que tenía colgado en la pared, pero se negó tajantemente. Considero que es publicidad engañosa colgar productos de los cuales luego no se permite su compra”.

Javier, el dueño de la tienda, nos asegura que lo que la señora pretendía llevarse no era un consolador, sino que era el extintor, que estaba colgado en la pared siguiendo las ordenanzas municipales de extinción de incendios. “Intenté hacérselo ver pero fue imposible, estaba totalmente encaprichada con él, no atendía a razones y se fue armando mucho jaleo”.

Un perito se acercará en las próximas horas al local para certificar si el extintor estaba bien señalizado y no da lugar a confusiones entre los clientes.