Expulsada de la Iglesia una vegana tras rechazar el cuerpo y sangre de Cristo

El pasado domingo, en una Iglesia de un pueblo leonés, fue expulsada durante el oficio una joven vegana que se negó a tomar el vino y la hostia sagrada.

La joven acompañaba a su abuela a la misa de las 12, era la primera vez que asistía a una y se quedó sorprendida cuando el cura instó a los feligreses a tomar el cuerpo y la sangre de Cristo “no pude reprimirme y comencé a protestar, no concibo que la gente consuma productos de origen animal, pero esto ya me pareció lo peor, carne y sangre humana?”.

Su abuela avergonzada trató de explicarle el significado de esas palabras, pero ella hizó caso omiso hasta que tuvo que ser expulsada de la Iglesia por la fuerza “mi nieta se lo toma todo muy a pecho, esta moda vegetariana, o vegana o lo que sea, la está dejando tonta, más le valía comerse un buen chuletón de vez en cuando”.