Crece en 15 puntos su Coeficiente Intelectual tras 10 años fumando porros

Un joven vallisoletano se ha convertido, sin quererlo, en objeto de estudio sobre el efecto del consumo de porros en las neuronas del cerebro humano.

A sus 17 años de edad realizó en el instituto la típica prueba de medición de coeficiente intelectual, la cual superó con nota alcanzando los 128 puntos. Este mes, a sus 27 años volvió a realizar otro test, esta vez ya en la universidad, y para su sorpresa descubrió que ahora su coeficiente es de 143 por lo que ahora es considerado un superdotado. El joven ha declarado que “llevo años consumiendo porrillos, jamás pensé que sería tan beneficioso para mi inteligencia”. Contento con su nueva condición de superdotado ha decidido celebrarlo con sus amigos organizando un botellón. “¿Podemos afirmar que la subida en la inteligencia se debe al efecto de los porros?” se preguntan los investigadores “No lo sabemos, y eso es lo que estamos intentando investigar”.

El joven dice que seguirá con su vida como hasta ahora “disfruto echando unos petas con los colegas, si acabo volviéndome un genio del todo pues mejor, seguro que inventaré algo o se me ocurrirá aprovecharlo de alguna manera…”

Compártelo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *