Intoxica a sus amigos por echarles hielo con la mano después de ir al baño

Un grupo de cinco jóvenes de Cádiz ingresó en un hospital de la capital aquejados de vómitos y diarreas severas. Todos ellos venían de un botellón en el centro, y presentaban el mismo cuadro clínico. En un principio se pensó que se trataba de abuso de alcohol, pero los jóvenes aseguraban que solo se habían tomado un cubata cada uno y ya se habían puesto así la vez.

Tras hacer una reconstrucción de los hechos se comprobó que todos los cubatas los había servido el mismo, y que había echado los hielos en los vasos con la mano. Tras presionarle durante unos minutos acabó confesando que justo antes había ido al servicio y que no se había lavado las manos después de hacer aguas menores y también mayores.

Los amigos están muy enfadados por el rato que les ha hizo pasar y están pensándose seriamente si denunciarle por delito contra la salud pública. Lo que es seguro que en el próximo botellón se llevarán unas pinzas para el hielo.