Recibe una paliza por pedir un taxi haciendo el saludo franquista

La pasada madrugada un vecino barcelonés de 34 años de edad fue apalizado por un grupo de radicales que aseguran haberlo visto realizando el saludo franquista.

La víctima se encuentra fuera de peligro y ya ha sido dado de alta, pero según comenta todo fue un error ya que él simplemente estaba llamado un taxi “quería volver a casa y decidí intentar parar un taxi porque no tenía ganas de andar, vi llegar uno cerca de mi posición y levanté la mano pero el taxi iba con prisa y pasó de mi, ahí fue cuando noté el primer golpe”.

Según parece dio la casualidad de que un grupo conflictivo pasaba en ese momento por ahí, lo vio mano en alto y sin mediar palabra se liaron a golpes con él. “Por suerte no me ha pasado nada, pero la gente no puede ser tan radical, y menos sin motivos, de todos modos lo tengo claro, la próxima vez me voy a patita o me pido un Uber”.