CAJÓN DESASTRE

Todos los hombres de un pueblo aprenden ruso gracias al puticlub

This post has already been read 14500 times!

En el municipio castellano manchego de Navalmoral de Abajo se ha producido un hecho, cuando menos, curioso. Desde hace unos años, los hombres del pueblo han aprendido a hablar en ruso, incluso es frecuente escuchar como lo hablan entre ellos de manera totalmente inconsciente durante las partidas de dominó o mus en el Hogar del Pensionista.

El por qué sólo los varones saben hablar este idioma, y no las mujeres, y el motivo por el cual los casados, el alcalde y el cura niegan conocerlo, aunque luego se les escape alguna que otra palabra en ruso, hay que buscarlo en el origen de este bilingüismo. Y es que todo empezó cuando en 2005 abrió un puticlub en el pueblo y contrató, casi exclusivamente, a muchachas de origen ruso.

«Yo estoy en el paro, y voy a aprovechar para sacarme el B1 de ruso, que nunca se sabe», nos comenta un joven del lugar. «¿Yo hablando ruso? Qué va, lo que pasa es que a veces hablo muy rápido y la gente no me entiende», se explica el párroco de la iglesia. «Estamos pensando en hablar con el dueño para que vaya cambiando por chicas de otra nacionalidad, estaría bien que los chicos aprendieran brasileño o rumano, por ejemplo», nos cuenta el alcalde.

Compártelo: