Agredido cura por gritar “vivan los novios” en un funeral

El disparatado hecho tuvo lugar ese sábado pasado en el pueblo alicantino de Orihuela, durante un funeral se gritó “vivan los novios”, lo peor de todo es que la persona que lo hizo era el cura que oficiaba la ceremonia.

Andrés Marín, nombrado recientemente párroco, había celebrado ese día 3 bodas y a última hora del día tuvo que oficiar un funeral. La parroquia del pueblo estaba abarrotada, muchos de los asistentes ya habían estado ese día en las misas anteriores y tras un largo día y mucho estrés ocurrió la catástrofe “la verdad que nos quedamos bloqueados, no entendimos como el cura pudo gritar vivan los novios en un momento tan delicado, y lo peor de todo es que algunas personas dijeron viva”.

El marido de la difunta “no pude aguantarme el darle una ostia, pero de las que duelen”. Andrés no olvidará jamás el mal rato “he comenzado mi carrera eclesiástica de la peor manera posible, ahora ya me conocen todos por el cura de 3 bodas y un funeral, qué vergüenza”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *